En la actualidad brinda trabajo a más de 96.000 personas

Los bancos digitales no detienen su crecimiento. Según pudo confirmar Infotechnology.com con la Cámara Argentina de Fintech, la industria registró una envidiable tasa de crecimiento anual de 110%.

En el informe realizado por el Banco Interamericano de Desarrollo(BID) junto con la consultora Accenture se contabilizaron unas 133 empresas del sector, algunas de las cuales recibieron inversiones extranjeras y exportaron servicios a otras regiones de América latina.

De acuerdo al BID, “el ecosistema argentino se distingue por brindar un abanico muy diversificado de productos y servicios únicos, apalancados por modelos de negocios y operativos innovadores“.

Hay, de hecho, un dato puntual que muestra el dinamismo de este sector dentro de una economía nacional deprimida: si bien el 80% de las Fintech locales manifiesta tener hasta 50 empleados, y solo 10% más de 100, la gran mayoría (88%) espera haber incrementado su planta permanente para 2018.

 

Tendencias

El crecimiento de la banca digital se encuentra en sintonía con la tendencia mundial y presiona a las entidades financieras del continente a revisar sus estrategias digitales para reducir costos y seducir a sus clientes. También incrementar el acceso de las personas que se encuentran por fuera del sector bancarizado mediante soluciones digitales.

 

¿Cuál es la ventaja de las Fintech?

La banca digital ofrece sus servicios a través de canales online y no cuentan con sucursales físicas. Es decir, los clientes pueden resolver una gran cantidad de trámites sin necesidad de hacer largas filas, por ejemplo.

En el transcurso de 2018, varias fintechs consiguieron incrementar su capital con importantes rondas de financiación.

Sus promotores destacan que la centralidad de la experiencia del cliente como eje de los negocios financieros es el gran cambio al que se asiste con la adopción de una fintech.

¿Por qué? El usuario ya no diferencia si sus problemas son resueltos por un banco tradicional, uno digital o una fintech. Lo que realmente le interesa es poder hallar soluciones mediante un servicio práctico, accesible y ágil. Si la industria fintech consigue afianzarse en ese terreno, conseguirá sacar otros cuerpos de diferencia en la carrera.

 

Incluir a los no bancarizados

Para alcanzar tal fin, muchos facilitan el acceso al crédito de un sector que, si bien posee una cuenta bancaria, nunca fue atendido por la banca tradicional y menos aún contó con el beneficio del crédito, tal vez por no disponer de un score de Veraz superior a 500 o carecer de un ingreso alto.

En ese sentido, varias fintech prestan dinero y, a medida que la persona pasa a ser un cliente, la firma la evalúa. Si cumple con sus obligaciones de pago, le otorgan mayores beneficios en monto, plazo y tasa.

 

¿Qué pasará en 2019?

En principio, el próximo año aparecerán dos nuevos jugadores en la Argentina. Una de ellas será Open Bank, propiedad del grupo Santander Rio, que arribará al país en junio.

BruBank será la otra entidad que saldrá a competir en el país el próximo año. La fintech fue creada por Juan Bruchou, exdirectivo del Citibank. En principio, sólo funcionará a través de smartphones, pese a conseguir la aprobación “completa” del Banco Central.

 

 

Fuente: www.infotechnology.com


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El préstamo de capital de trabajo que necesitás.¡SOLICITÁ YA!