Préstamos para PyMEs: Lecciones para no afectar tus chances de obtenerlos

Tenés un negocio establecido?. Querés desarrollar tu canal de e-commerce?, o por el contrario, querés expandirte abriendo un local en pie de calle?.

Cualquiera sea el escenario que estés atravesando con tu negocio, sabés que no se logra de un día para otro, ni de manera gratuita.

Es por eso que tomás la decisión de solicitar un préstamo, que sea a la medida de tu negocio. Y allí es donde te encontras con grandes desafíos. No estás solo, 3 de cada 10 pequeñas y medianas empresas hoy logran acceder a financiación sin frustraciones, el resto se enfrenta a con una serie de piedras en el camino que hay que manejar.

Acá resumimos para vos las 3 grandes razones por las cuales resulta difícil para una PyME obtener un préstamo.

 

No tener una historia clara de ventas sostenidas:

Tu negocio ha estado dando pelea más que generando grandes resultados?. Efectivamente, cada negocio tiene temporadas con ventas retraídas, por estacionalidad propia del producto o servicio, adicionalmente de los efectos coyunturales de tu entorno.

Sin embargo, si estos retraimientos son más que las expansiones, podría ser hora de re-evaluar tu negocio y explorar oportunidades.

Quizás tu personal necesita más entrenamiento para vender tu producto de manera más eficaz, quizás debés invertir en gestiones de marketing para difundir tu servicio y prestaciones. Si estás pensando en solicitar un préstamo, tenés que estar preparado para explicar la necesidad que lleva a esta decisión, y el cómo este préstamo puede ayudar a que tus ventas se recuperen su estabilidad.

 

Tomás mucho tiempo para decidirte:

Seguramente la decisión de tomar financiamiento no es fácil. Es importante invertir tiempo en decidir cuál es la mejor opción para tu negocio. Es correcto hacer un análisis de distintos productos y considerar aquel que tu negocio pueda asumir y responder.

Sin embargo, tené cuidado de no perder “demasiado” tiempo en decidirte entre una infinidad de opciones. Las ofertas de préstamos no son válidas por tiempo indeterminado y corrés el riesgo de perder la oportunidad solo por no decidirlo en el momento adecuado.

Debés lograr el equilibrio entre la evaluación de opciones y la oportunidad en términos de tiempo de decisión.

Estás mezclando las finanzas personales con las de tu negocio

Tener una única cuenta bancaria para diferentes fines puede ser una buena opción por un tiempo. Ingresar y extraer dinero sin tener que gestionar diferentes cuentas resulta conveniente. Sin embargo, esto puede afectar tu evaluación y acceso a una línea de financiación.

Es importante mantener cuentas separadas, con el fin de que quienes ofrecen financiamiento tengan la certeza de que el préstamo está siendo usado en tu negocio y no para otro fin. Esto puede incrementar tus chances de obtener un préstamo y con condiciones adecuadas.

Adicionalmente, el tener una cuenta exclusiva para tu negocio te permite ver claramente los depósitos y el balance de la cuenta, demostrando transparencia para quienes toman la decisión de ofrecer financiación y mejores chances para vos de obtenerla.

Tené presente estos 3 puntos para mejorar las posibilidades de tu negocio de acceder a financiación.mercado_c

¿Por qué deberías armar un plan financiero antes de pedir un préstamo?

Plan Financiero Préstamo

La palabra plan financiero, a veces, suena a terror para los empresarios Pyme. Les remite a un costoso trabajo que les hace temblar la rutina diaria. Algunos optan por ignorarlo y seguir controlando todo desde la informalidad. Pero, hay momentos que para crecer y seguir expandiéndose, es necesario sentarse en el escritorio y pensar lo que vendrá.

Para ello, entre otras cosas, habrá que saber si será necesario acudir a un préstamo. El cambio de contexto económico, con la contención de la suba de precios, con tasas que tienden a normalizarse, constituyen momentos positivos y prudentes para tomar deuda. La gran pregunta que estará de fondo, sin embargo, será para qué. Para llegar a ese momento, habrá que hacer una correcta planificación.

¿En qué ayuda el plan financiero antes de pedir deuda?

  • Brinda un panorama completo para tomar un recurso financiero clave que necesitarán las empresas para empujar su negocio.
  • Ayuda a entender los momentos necesarios de mayor liquidez para afrontar ciertos gastos.

Ahora sí. ¿Qué cosas no pueden faltar en este plan?

Plan de inversiones

Una de las preguntas fundamentales en este punto es qué fondos se necesitarán para ayudar a que la empresa crezca como se espera.  Y lo más importante: de qué lugares saldrá el dinero para satisfacer las demandas de la compañía. En el plan de inversiones se deberán incluir los fondos necesarios para las operaciones corrientes, el pago a proveedores, el stock de materiales y la financiación a clientes que, por ejemplo, no paguen al contado.

Presupuesto de caja

Es la sumatoria de los diferentes presupuestos de cada una de las áreas, la proyección de las ventas, los costos fijos (por lo general, los empleados) y los variables, algo que en un evento extraordinario podría ser una mercadería comprada para un evento especial (por ejemplo, el CyberMonday).

Balance   

Aquí habrá que tomar en cuenta todo lo que la empresa posee o las deudas por cobrar en el momento de hacer la proyección. Las deudas contraídas ya sea por financiamiento o por pagos pendientes. De esta diferencia entre activos y pasivos, saldrá el patrimonio neto real en un determinado momento, clave para ver el lugar en el que empieza la empresa.

Estado financiero

A diferencia del balance, el estado financiero representa el flujo y el movimiento. Son informes  que dan cuenta de la situación económica y financiera, y los cambios que experimenta en una fecha o periodo determinado. Se utilizan variables generales como ventas, costos, gastos, utilidad bruta y beneficios, entre otras cosas. Es la foto de la empresa.

Flujo de caja

Muestra los pagos (salidas) y cobros (entradas) que tendrá la empresa de acuerdo a las operaciones que espera realizar durante el periodo del plan. Esto permitirá conocer las necesidades de liquidez en cada momento del año, algo clave para determinar en qué momentos de los próximos 12 meses la empresa contará con el suficiente flujo de dinero en un época donde debe comprar stock para poder vender o fabricar.

¿Es el momento de tomar deuda?

La estrategia de financiación será fundamental para que una Pyme pueda dar saltos de calidad, crecer, invertir y asumir riesgos. Tras el plan financiero, ya tendrán claro para qué necesitan financiamiento, cuánto y, sobre todo, el tiempo del mismo para no entorpecer el ciclo productivo.

Lo otro a tener en cuenta son los tiempos de adjudicación del préstamo, algo que ya no depende, a diferencia del plan financiero, del empresario. En la mayoría de las créditos bancarios los tiempos podrían durar más de 60 días para lograr el préstamo. Aunque en la actualidad ya existen alternativas más simples, flexibles y online que dan dinero en efectivo (hasta 1 millón de pesos, inclusive) en apenas 48 horas.

El plan financiero es una versión realista y cuantificada de un negocio, que permite visualizar objetivos para encontrar la manera más adecuada de hacer que las ideas se vean  posibles. Aunque para eso, habrá que sentarse en el escritorio y pensar, sin miedos. El negocio depende de eso. Y la ayuda externa, también.


 En MOON Money Online nuestro propósito es que los micronegocios, pequeñas y medianas empresas obtengan la financiación necesaria para alcanzar sus metas. Simplificamos y agilizamos de forma segura el proceso de préstamo de capital de trabajo acompañando la dinámica de tu negocio, otorgando hasta 1 millón de pesos en apenas 48 horas mediante una única solicitud a través de la web.

Conocé más haciendo click acá.